Novelas ligeras en español

jueves, 24 de noviembre de 2016

Awakening capitulo 15

“Nagakawa Rumi, ven aquí.”

Masashi dijo en un tono serio.

“Esta es la katana que tu abuelo le dejó a mi shishou en aquel entonces, ‘Nueve Almas’. Dado que Nagakawa ya no está aquí, estoy entregándotela a ti. Por favor ten mucho cuidado de ella.”

Rumi abrió la caja y se quedó mirando la Katana.

Masashi se acercó a Watanabe y le entregó una pieza de papel.

“Este es mi información de contacto. Déjame saber si tienes algún problema. Haré lo que pueda para ayudar.”

“Entiendo.”

Dijo Watanabe en un tono respetuoso.

“Hirota-san. Tengo una petición.”

Rumi dijo repentinamente.

“Dilo.”

“Me gustaría tener un enfrentamiento contigo. Mi abuelo dijo que nunca podría superar a Rei Yin-Senpai en su vida. Quiero tener un encuentro con el discípulo de Rei Yin en su lugar.”

“Ok.”

Masashi asintió.

“Por favor sígueme.” Rumi lo llevó al vestíbulo de entrenamiento.

Los estudiantes vaciaron el lugar dado que era raro ver que un extraño compita.

“Esta es tu armadura de kendo y espada de bambú.”

Masashi tomó la espada, pero no la armadura.

“No uso este tipo de cosas.”

La audiencia se enfureció.

“Quien es este mocoso, actuando tan confiado.”

“Déjame darle una lección.”

“Todos cállense.”

Watanabe gritó.

Masashi le dijo a Rumi quien estaba mordiéndose sus labios.

“No estoy mirándote hacia abajo, pero yo solo no estoy acostumbrado a usar estas cosas. Obstruirá mis acciones si tengo que usarlo.”

“A pesar de que es solo una espada de bambú, todavía obtendrás una lesión si recibes un golpe.”

Rumi se calmó después de escuchar su explicación.

“Te daré el primer intento, ¿ok?” Masashi sonrió.

Rumi apretó sus dientes.

“Para ser justos, yo también no usaré la armadura.”

“No podré usar fuerza alguna si no usas la armadura. Entonces cual es el punto del encuentro.”

Masashi frunció el ceño.

Todo el mundo sintió que Masashi repentinamente cambió. Él estaba ejerciendo una presión indescriptible.

Rumi miró a Watanabe y lo vio asentir.

“Yoroshiku onegaishimasu.”

Ella se inclinó y entró en una postura.

Masashi asintió y se quedó parado allí casualmente.

Esta persona le estaba dando a ella una sensación profunda. Si no fuera por su cara, ella no creería que él era un estudiante de secundaria.

Después de un largo estancamiento, Rumi finalmente se movió.

Cuando la espada estaba a pulgadas de distancia de la cabeza de Masashi, ella se puso nerviosa. ¿Quizá él no podría esquivarlo?

Entonces, repentinamente, sintió un impacto en su pecho y luego voló hacia atrás.

“¡AH!”

Todo el mundo exclamó en incredulidad.

Nadie vio como él balanceó la espada. Todo ocurrió en solo un instante.

Watanabe ayudó a levatar a Rumi. Ella tambien estaba en shock cuando miró su casco.

“¿Estas bien? ¿Quieres intentarlo de nuevo?”

Masashi la miró.

“Si, por supuesto.” Rumi parecía excitada.

“Yoroshiku onegaishimasu.”

Ella inmediatamente apuntó a su garganta.

Masashi casualmente bloqueó la espada entonces contrarrestó desde un ángulo extraño.

¡Pah! La espada cayó de la mano de Rumi.

Ella miró su mano derecha que fue golpeada y dijo.

“Perdí.”

“Recoge tu espada.”

Masashi dijo calmadamente.

“Si.”

Rumi comenzó otra ronda de ataques.

Los estudiantes fueron absorbidos a medida que el encuentro avanzaba.

Ellos nunca habían visto este tipo de Kendo. Cada golpe parecía tan casual pero los movimientos eran tan suaves y dirigidos a los puntos críticos.

No importa cuánto Rumi trató de defenderse, ella recibiría un golpe dentro de dos o tres ataques.

Los ataques de Masashi no eran tan rápido como el primero. Era como si él estaba instruyendo a Rumi.

Después de un largo tiempo, Rumi no pudo aguantar y se dejó caer en el suelo en una rodilla.

“¿Quieres continuar?”

Masashi le ayudó a levantarse.

Ella se quitó el caso con sus manos temblorosas y dijo.

“Gracias por tu guía.”

“Muy bien, estas a la altura como la nieta de Nagakawa.”

Masashi sonrió.

“Eso es tan halagador.” Rumi se sonrojó.

“Estoy diciendo la verdad. No es fácil alcanzar este nivel con tu edad.”

Todo el mundo sintió un escalofrió. ‘Entonces, ¿Qué hay de ti?’

Sin embargo, Rumi se sintió feliz de escuchar eso.

“¿Alguien más quiere intentar?”

Masashi repentinamente se sintió interesado.

Pero nadie dijo nada. A pesar de que Rumi todavía era joven, ella fue entrenada por el viejo Nagakawa desde una edad temprana. Nadie más que Watanabe podría coincidir con ella en este Dōjō.

Al darse cuenta de que Watanabe quería decir algo, Masashi le indicó que se detuviera.

Después de salir del vestíbulo, el dijo.

“Si quieres un partido, lo tendremos esta noche.”

Watanabe conocía su intención. Él no quería tener un encuentro en frente de los estudiantes, ya que si perdía, bajaría su reputación.

Él miró a Masashi agradecido. Sabía que no tenía ninguna posibilidad de ganar.

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

 Capitulo anterior                                                                                     Capitulo siguiente

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Busqueda por fecha