Novelas ligeras en español

viernes, 19 de enero de 2018

Makikomarete isekai capitulo 1

¿Ustedes creen en la transferencia hacia otro mundo?

Las transferencias y las reencarnaciones son probablemente de fantasía. Y cuando son transportados, la mayoría de ellos poseen un alto poder.

Pero algunos de ellos son involucrados, no son héroes, pero son más fuertes que ellos… Y así, aquí había una persona que fue involucrada…

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

El nombre de ese hombre era Takanashi Kyosai.

Era un chico de segundo año de preparatoria, no tenía novia, era virgen, y tenía amigos normales con quien caminaba hasta su casa.

Su altura aproximadamente era de 170cm, el peso era de 60kg.

Su color de cabello es negro, no era corto ni largo.

Tiene un poco de músculos, se podría decir que era un poco guapo. Es una persona que estudia, estaba en el rango más alto.

No era tan malo en los deportes y su frase era “Es un desperdicio ir a casa.”

Y aun así ¿por qué no tenía novia? Seria a causa de que tenía mucha imaginación y un carácter divergente.

Pero él tenía una normal popularidad.

También había recibido algunas confesiones. Pero la manera en como interpretaba esas confesiones causaba varias confusiones.

Él quería una novia, pero no hasta el punto del matrimonio.

Eso lo dejaba temblando.

-------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Ding Dong Dang...

"¡Síiiiii! ¡Hora del almuerzo!"

En el momento que en timbre sonó, kyosai empezó a hacer ruido, y por supuesto los otros estudiantes también lo hicieron.

"Oye Kyosai, todavía falta el saludo."

"Sí Sí."

Esta era la rutina diaria, el maestro no decía nada más y su fría mirada tampoco cambiaba.

Al terminar el saludo, Kyosai empezó a buscar un artículo en su mochila, pero no importa cuánto buscaba, no lo encontraba.

"¡….! ¿?"

Luego se enfrentó a la realidad que su favorito “Takisoba pan” no estaba para el almuerzo.

(No me queda de otra que ir a comprar algo, pero está muy lejos… ahhhh… que fácil sería si pudiera usar un movimiento instantáneo.)

Mientras pensaba en esas cosas poco realistas, pensó que es lo que haría. Al final no tuvo más opción que ir a comprar, así que se levantó de la silla e intento salir del aula…

"¿Olvidaste tu almuerzo?"

"¿¡!?"

Una voz se escuchó desde atrás, y Kyosai rápidamente tomo su distancia.

"No tienes por qué tomar distancia ¿sabes?"

Era una mujer que estaba a la distancia de Kyosai. El nombre de esa mujer era Toya Mio, era la amiga de infancia de Kyosai desde la primaria.

Su altura era de aproximadamente 160cm, el peso de unos 50kg.

Tenía un buen estilo, tenía lugares afuera donde debían estar afuera, tenía lugares apretados donde tenían que estar apretados.

Tenía un hermoso y largo cabello negro con una cola de caballo. Había un motivo por el cual ella llevaba ese estilo de cabello, pero lo omitiremos.

La cara era abrumadoramente superior. Se podría decir que era hermosa, también se podría decir que era linda.

Era muy educada y amables con todos. Era buena en los deportes, era parte del club de arreglos florales, también había una razón para eso.

Había una persona que la odiaba por un motivo algo especial.

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

"Huh…Mio… ¿Qué quieres?"

Normalmente cuando una linda chica te habla uno hace una respuesta de inmediato, pero este no era el caso.

Kyosai habla normalmente con Mio, ellos tienes una relación como amigos de la infancia, Pero Kyosai no ve a Mio como una mujer.

"Pero que dices… Kyosai, parece que se te a olvidado tu almuerzo…]

Ella no miro directamente a la cara de Kyosai, su rostro se puso rojo y miraba hacia abajo. Debido a eso, estaba hablando en voz baja.

Es una actitud completamente consciente.

"Sí, la olvide."

Kyosai dejo el silencio y hablo.

"Bueno… yo… hice demasiada… así que ¿quieres que compartamos?"

Ella pregunta temerosamente mientras sus dedos tiemblan….

"Me niego."

"¿¡Ehhh!?"

La comida de Mio no era mala.

Por el contrario, era muy deliciosa. Aun si supiera mal, cualquier chico lo comería con alegría. Al rechazar la invitación, todos los chicos del aula enviaron miradas de ira hacia Kyosai.

Entre las voces se oían “¿por qué la rechazas?” o “Entiendes lo que estás haciendo”, pero esas voces no entraban a los oídos de Kyosai.

"No quiero deberte nada."

Dando su repuesta, se dio vuelta pero, fue detenido.

"Pero yo… no necesitas deberme nada…"

"Yo no quiero."

Suavemente retira la mano de Mio, y siguió hablando.

"Yo, no quiero deberte nada."

Aunque pareciera que lo que dice sonara genial, era una frase que podría causar malentendidos.

"Pero… yo."

Mio retrocedió unos pasos, poniendo una triste expresión. El enojo de todos era evidente, pero Kyosai los ignoraba.

Pero incluso el, podría leer el ambiente.

"Bueno, tu comida es deliciosa… Algún día prepárame el desayuno. No quiero deberte nada en la escuela, quisieras ir después a la tienda que está en la calle trasera?"

Kyosai no lo sabía, pero Mio sí. Porque sus amigas se lo dijeron varias veces. Había un hotel rosa en la calle trasera.

"¿Ehh? ¿Nosotros dos?"

La situación de Mio se puso extraña de repente.

Era como si sus ojos estuvieran girando.

"¡Uohhhhhhhhhhhhhhh!"

Y, la persona que le enseño eso a Mio.

"¡Towa!"

"Huh."

De repente una patada voladora venida desde el lado derecho, pero Kyosai lo esquivo.

Debido a que Kyosai jugaba varios juegos, y tenía una gran imaginación, tenía una agudeza visual, y unos buenos reflejos.

Desde un principio sus habilidades eran muy altas.

"¡No lo esquives!"

"Blancas con rayas azules, nada mal."

La que lanzo la patada voladora era una estudiante. Debido al impulso, ella fue enviada a la pared en una extraña forma.

Su falda se levantó y su ropa interior se podía ver.

"¡Huh… tu Hentai!"

Acomodando rápidamente su falda, la chica de la patada voladora se sentó. El nombre de la chica era Haneda Rin.

Su altura era de unos 150cm, su peso de 45kg.

Al igual que Mio pertenecía al club de arreglo floral. Su color de cabello era negro con un poco de marron, tenía unas largas coletas.

No es que ella este gorda, habia un motivo por el que su peso era diferente que el de Mio.

Por esta razón, Kyosai fue capaz de esquivarla.

Sus pechos eran grandes sin dudarlo.

Ella era a las que llamarían una loli pechugona, no hay muchas estudias de preparatoria con pechos así de grandes.

Esta era ella.

Y era la mejor amiga de Mio. La cara es un poco diferente a Mio podría decirse que es linda. Sus grados generales no eran malos, pero un poco peor que Kyosai.

Es alguien fácil de hablar y todos la quieren.

Sin embargo, no era así al principio. A ella no le gustaba mucho sus pechos. Cuando estaba en secundaria, las chicas la intimidaban por el tamaño de sus pechos y los chicos la miraban con ojos lujuriosos.

Entonces desesperadamente trato de entrar a esta preparatoria. Pero, se convirtió en el centro de atención aun después de haber entrado.

Sin embargo no toda la atención estaba en ella, había chicas que le prestaban atención a alguien más.

Esa era Mio.

Rin no lo entendia.

¿Cómo puede mantener la calma cuando ellas la estaban mirando? Al comienzo pensó que ella era una Hentai.

Rin no lo soporto más y hablo con Mio.

"¿Cómo puedes estar tan tranquila?"

Y Mio, respondió así

"Por que hay una persona que me protegerá."

Respondió de una forma algo nerviosa. Sin embargo, Rin aun así no lo entendía. Por qué me miras con esos ojos extraños diciendo que alguien te protegerá, pensó Rin.

Hablando de eso Mio empezó a reír.

"Algún día lo entenderás… entonces… hasta ese momento, yo te protegeré. Mi nombre es Toya Mio, ¿Cuál es tu nombre?"

"Haneda… Rin"

"Entonces, es un placer, Rin."

"Sí… es un placer… Mio."

Así fue el primer encuentro de Mio y Rin.

Después de un tiempo, apareció una persona que protegería a Rin… ese es:

"Oye, Oye, no estés pensando seriamente en convertirte en un Hentai."

"¡YO! Daichi, haz algo con esta Loli pechugona."

Un hombre llamado Daichi apareció un poco tarde detrás de Rin. Kyosai le da una sonrisa amarga como diciéndole esa su respuesta.

"¡Haa…!" (Rin)

Rin no se llevaba bien con Kyosai, el motivo era obvio.

"Bueno, bueno, vamos a calmarnos ¿ok?"

"…Sí Daichi lo dice, está bien."

Un poco tímida Rin, empezó a calmarse. El hombre que podía calmar a Rin, y también el hombre que la protegía.

Su nombre es Takami Daichi.

Su altura era de más de 180cm, su peso de 70kg.

Tenía una buena cara.

Es amable con todos, y tiene un fuerte sentido de la justicia. Es bueno en los estudios y los deportes. Estaba en el ranking de “Quiero que sea mi novio”.

Sin embargo el acompañaba a Kyosai a casa. Esto causa el repudio de todas las chicas. Al momento de entrar en la preparatoria, nunca fue capaz de recibir una confesión, debido a que había una fuerte rival llamada Rin.

Sin embargo, ellos aún no eran novios.

A Daichi le gustaba Rin, pero Rin no lo entendía, lo que causo que Kyosai interviniera, causando sus peleas.

Kyosai entendía que a Rin le gustaba Daichi, pero se rindió a medio camino, esto era como un boomerang.

"Kyosai, porque no recibes con agradecimiento lo que Mio te está ofreciendo."

"Sí, Sí."

"Jii—"

Estos eran Daichi, Rin y Mio. Este era el pasillo frente al salón de clases, sabiendo que estaba atrayendo mucha atención, Kyosai se rindió.

"…Haa, entiendo… Mio ¿Puedo tomar un poco?"

"¡Sí!"

(¿Por qué esta tan feliz?)

Aunque pensaba eso, no le desagradaba la sonrisa de su amiga de la infancia, así que no dijo nada.

"Bien, entonces vayamos a encontrarnos con el."

El problema de Kyosai y Mia parece haber acabado, y Daichi cambio de tema.

"Sí… Daichi y yo lo iremos a buscar… Mio, tu espera con Kyosai en el lugar habitual."

"¿Ehh?"

Ante las palabras de Rin, Mio se quedó atónita.

"Entonces, lo veremos allí, vamos Daichi."

"Sí, nos veremos allí."

Ellos perdieron la oportunidad de escapar.

"eto… ¿Kyosai?"

"¿Nn?"

El ir a buscar a “el” era lo habitual, por eso Kyosai y Mio no dijeron nada. Sin embargo, Mio no estaba pensado en algo como “esto es lo mismo de siempre” o algo extraño.

"…¿Vamos?"

"¿? Si, vamos."

Parece que Kyosai tenía el mismo pensamiento que Mio, pero eso no era raro para nada.

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Kyosai y Mio salieron de la escuela y se fueron a un gran árbol a la espalda de esta. Mientras se sentaban, Kyosai empezó a decir algo repentino.

"Te devolveré este favor."

"¿Sigues con eso…? No te preocupes por eso."

"NO."

Ella abrió la boca después de pensar un momento.

"Entonces…"

"¿Nn?"

Como la atmosfera parecía haber cambiado, Kyosai escucho seriamente. Pero Mio estaba nerviosa, estaba moviendo la boca sin decir nada pero…

"C-Conmigo…"

"¿Contigo?"

"Sal conmi—"

"¡O—i! ¡Mío—¡"

Al momento de las palabras de Mio, Rin interrumpió. Y tres personas, incluida Rin, fueron al lugar donde estaban Kyosai y Mío.

"Hola, Kyosai, Mío."

El hombre que Rin y Daichi fueron a buscar, estiro su pequeña mano para saludar.

"Sí que te tardaste mucho que pensé que las chicas te habían aplastado y estabas tirado por ahí."

"Que cruel… Ah, por cierto, el juego que me prestaste el otro día..."

"Sí, logre completar el segundo Stage, pero el tercero me pareció imposible."

Al tal comentario de Kyosai, el hombre empezó a reír con un sobresalto.

"El que hayas podido completar el segundo Stage de ese difícil juego es increíble….yo ni siquiera puedo completar el primero."

El hombre que repentinamente hablo de un juego con Kyosai. Su nombre era Suzuki Yuushi, el chico perfecto.

La altura y el peso eran casi los mismos que los de Daichi, sus rasgos faciales eran perfectos.

En el estudio y en los deportes es estaba en el Top más alto, incluso había rumores que patrocinadores de varios lugares venían a verlo.

Además, su personalidad era perfecta, era muy popular.

También está en el consejo estudiantil, y se le aconseja convertirse en el presidente del consejo estudiantil en próximo año.

Tiene su club de fans, que Kyosai se queja diciéndole que eso era una molestia. Pero el único que pensaba en eso era Kyosai.

Este hombre perfecto…

A pesar que le gustaban los juegos, no era bueno para nada. A este punto, no era tan perfecto. De vez en cuando le pide juegos a Kyosai y le pregunta por una estrategia.

"Antes de seguir hablando de juegos, primero almorcemos."

Ante las palabras de Rin, Kyosai y Yuushi se pusieron de acuerdo.

Mio estaba mirando en otra dirección con una atmosfera oscura, pero después de escuchar a Rin, regreso a la normalidad.

"Es verdad, bien, almorcemos."

Preparándose con las palabras de Yuushi, todos empezaron a comer.

"Mio, ¿Puedo?"

Kyosai pidiendo permiso, mientras rompe los palillos desechables de repuesto.

"Ah, sí… hice demasiado así que… pero creo me faltaron algunos ingredientes por eso…"

"Tú lo preparaste ¿verdad?"

"Sí… pero…"

"Entonces no hay problema."

Y entonces, Kyosai agarro una gran porción y la puso en su boca.

"Ha…"

Además el hecho de que Mio haya preparado mucha comida, eso era porque lo hizo de ¿casualidad o a propósito?

La respuesta seria este hombre.

...De esta forma, Kyosai y los cuatro héroes serian involucrados.

"¿Nn?"

Daichi detiene sus manos y mira a su alrededor.

"¿Que sucede Daichi?"

Rin le pregunta a Daichi repentinamente.

"No… creo que no es nada..."

Había una sensación que Daichi había logrado sentir. En unos segundos, Los cinco fueron envueltos en una luz.

"¿¡Que es esto!?"

"¡Todos! ¡Hay que escapar!"

En el momento en que Yuushi gritaba, los cinco habían desaparecido de este mundo.

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

                                                                                               Capitulo siguiente

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Busqueda por fecha

Registrate