Novelas ligeras en español

sábado, 20 de enero de 2018

Makikomarete isekai capitulo 18

"Kyosai-sama."

"¿Qué pasa?"

Ellos estaban en un lugar para salir del bosque. Entonces, Misha y Leia le hablaron a Kyosai que estaba en alerta ya que eran altas horas de la noche.

"¿Cuál es el propósito de Kyosai-sama?"

"A mí también me gustaría saberlo. Una vez que el Maestro llegue a la ciudad cerca del reino Shikka, volverá a hacer otro viaje ¿no es así?"

(¿¡Cómo lo supo!?)

Sí, Kyosai no estaba viajando sin ningún propósito. Es cierto que él está haciendo turismo, pero su verdadero propósito es...

(Mi propósito… así es. Mi objetivo es volver a la tierra, para eso realice este viaje… para ir al continente demoníaco… pero…)

Por lo tanto, Kyosai miro a Misha y Leia.

(En el caso de que pueda volver a la tierra, ¿Qué pasara con ellas?)

Kyosai hasta este momento nunca lo pensó.

(No, no es que lo haya olvidado… solo era porque estaba huyendo inconscientemente.)

Entonces, suspiró.

Las dos que lo estaban mirando parecía que había malinterpretado sus acciones.

"¿Nos equivocamos?"

"No, tienes razón Misha. Cuando haya llegado a la ciudad cerca del castillo, después de un tiempo volveré a viajar."

"Entonces, el suspiro de antes…"

"Eso fue porque me sorprendió mi propia incompetencia."

"¡MAESTRO!"

Leia gritó.

"Maestro… no tiene por qué insistirse más, nosotras lo sabemos."

Diciendo esas palabras, Misha miro a Kyosai con fuerza como si hubiera averiguado algo. Mientras que Kyosai decía...

(¿Eh? ¿Lo saben? ¿Qué cosa?)

Él estaba un poco confundido.

Pero si organizamos la conversación, esta sería… ¿Cuál es su propósito?→ Es regresar a la tierra. Pensar que hacer con las esclavas→ No hay que insistirse. Él lo sabe→ Porque es alguien de otro mundo.

(¡No No No No! ¡No creo que sea eso! Aun si les dijera no me creerían… no, pero además de eso…)

Cuando estaba preocupado, Misha habló.

"Discúlpeme, pero cuando los bandidos nos atacaron vi el momento en el que Kyosai-sama los remato."

"¡…!"

Entonces, Kyosai estaba rodeado de sentimientos extraños.

(¿Qué es esto…? Es muy incómodo…)

La que respondió esa pregunta fue Misha.

"En ese momento, ni siquiera usted se dio cuenta ¿verdad?"

Si tuviera que volver a la tierra hasta hace un tiempo, a pesar de que estaba pensando qué hacer con las esclavas, las emociones incómodas lo iban a aplastar y dejaría de pensar.

"En ese momento… cuando nos desmayamos, mato por primera vez a los bandidos ¿no?"

Misha habla con algo de culpa. Mientras que Leia la miraba ligeramente. Pero Misha continuó hablando, ignorando la mirada de Leia.

"Parece que Kyosai-sama piensa inconscientemente en eso como un pecado."

"¿…Pecado?"

"Sí, es algo que decidió por sí mismo."

"..."

"Puede que no se dé cuenta, pero después de que ocurrió eso Kyosai-sama a veces se atormenta por las noches ¿Sabe cuánto eso nos inquieta?"

Misha habla con un tono ligeramente enojado.

"…Lo siento."

Misha intento decirle algo a Kyosai que se había disculpado con facilidad, pero Leia la detuvo.

"¡LEIA!"

"ENTIENDO COMPLETAMENTE TUS SENTIMIENTOS, PERO NO PERMITIRÉ QUE SIGAS HACIENDO SUFRIR MAS AL MAESTRO."

"Pero, mientras que Kyosai-sama siga en esta condición el..."

"Lo sé, pero no cambia el hecho de que ya sufrió una vez."

"…"

"Maestro."

Cuando Misha se quedó en silencio, Leia comenzó a hablar.

"Es cierto que el Maestro es fuerte. Más que nadie en este mundo, pero..."

En ese momento, Leia miro a Kyosai poniendo una cara de tristeza.

"Usted es una persona normal y amable, el hecho de que somos solo bestias, no tenemos poder persuasivo, pero el corazón humano es extremadamente frágil. Así que…"

Entonces, Leia derramo una gota de lágrima de su ojo, la limpió rápidamente y miró a Kyosai de nuevo.

"Por favor, si está sufriendo dígamelo… Misha ya lo dijo el hecho que de que está sufriendo por las noches, yo nunca estoy segura de lo que está pasando… Ver al Maestro sufriendo de esa forma y no poder hacer nada… yo… yo… de alguna manera… puedo…"

Ella empezó a derramar lágrimas y limpiándose al mismo tiempo, pero un así no las detenía. Entonces se agacho se cubrió su cara con ambas manos.

Kyosai se sorprendió ante tal acción, pero al mismo tiempo se sintió relajado de alguna manera.

(¿Qué estoy haciendo…?)

Kyosai se acercó a Leia y le acarició suavemente la cabeza.

"Gracias, me siento un poco mejor ahora."

Entonces, Kyosai sintió una suave sensación en su espalda.

"¿Misha?"

"Kyosai-sama, yo también estaba muy preocupada."

Diciendo eso, estaba cerca de derramar algunas lágrimas.

"Ya veo, lo siento."

Entonces, Kyosai las abrazo a las dos.

"Ustedes dos, ¿Podrían escucharme un momento?"

Las dos asintieron con la cabeza.

"Estaba asustado, de mí mismo por matar a una persona… de que ustedes llegaran a odiarme... Aparte de eso, no puedo decirlo bien… de todos modos, tenía miedo."

Suavemente las soltó.

"Pero, aun así siguieron acompañándome. También..."

Entonces, Kyosai hizo una sonrisa amarga.

"De ahora en adelante, ¿Me seguirán?"

La reacción de las dos era de lo más obvio.

-------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

"Kyosai-sama, veo que ya se siente mejor."

"Sí, de alguna forma estoy más aliviado."

Recordando lo que paso anteriormente, las dos se pusieron rojas mirando a Kyosai.

"Misha."   "Leia."

Las dos se hablaron al mismo tiempo

"¿Q-Qué pasa? Leia."

"E-Eso te pregunto a ti, ¿Qué pasa?"

Entonces, el silencio continúo por un tiempo. Leia empezó a murmurar.

"Fuimos amadas."

"Sí, no como un juguete nocturno, sino como una existencia."

"Después de todo, estoy feliz…"

"Sí, yo también…"

Entonces, las dos vieron a Kyosai nuevamente.

"Pero al final, no pudimos escuchar el propósito del Maestro."

"Fue porque cambiaste la conversación."

"Pero el resultado fue bueno ¿no?"

"Es cierto, pero…"

Entonces, las dos recordaron lo que paso con Kyosai antes de que él fuera a dormir.

"Eso fue… muy cobarde…"

"Sí…"

Las dos pusieron sus manos sobre su frente.

( (Que nos besara aquí tan de repente…) )

Los rostros de Misha y Leia se pusieron rojos nuevamente.

-------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

"¡Ah, Kyosai-sama! ¡Puedo verlo!"

"Ese debe ser el castillo del Reino Shikka….es enorme."

"¡Maestro! ¡Vayamos rápido!"

"Sí, está bien."

De esta manera, Kyosai y las demás se dirigieron a la ciudad del castillo.

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Capitulo anterior                                                                       Capitulo siguiente

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Busqueda por fecha

Registrate