Novelas ligeras en español

jueves, 24 de mayo de 2018

Makikomarete isekai capitulo 102

"Señorita Dollet. Es cierto que se ve más atractiva pero, será mejor que no hagas exhibicionismo."

"¡¡Claro que no lo haré!!"

Vélez suspiró mucho y miró a Izanami.

Cuando confirmó que Izanami asintió, lentamente abrió la boca.

"Berg-san. Estoy pensando en regresar al mundo humano… ¿Qué harás tú?"

"Oye, oye… no es fácil regresar al mundo humano ¿no?"

Supongo que estaba esperando esa respuesta de Berg.

Vélez sonrió.

"Berg-san. ¿Entiendes lo que significa cuando me convertí en adulta?"

"Para seducir a Yuus... Ah, no, fue una broma. Hm… no tengo idea."

Berg trató de decir algo, pero fue bloqueado por la presión de Vélez.

"La respuesta es la liberación temporal del poder mágico. Y el control de la magia."

"¿Liberación…? ¿Control…?"

Berg que no podía entender, pidió más explicación.

"Este, esa apariencia adulta no es una ilusión ni nada de eso. Esa es mi apariencia dentro de tres años y puedo cambiar a esa figura temporalmente."

"Ya veo… eres una “maga espacio-tiempo”. Puedes controlar tu propio tiempo."

"Bueno, se necesita mucho poder mágico para mantener mi apariencia adulta, por lo que no es fácil hacerlo."

Vélez se encogió de hombros, pero se da cuenta de algo y empezó a mirar a su alrededor.

"¿Qué pasa?"

"Ah, bueno. La seño... no puedo ver al Dios demonio."

"Ahh… si te refieres a Zero-san… supongo que estará durmiendo por ahí…"

Cuando Berg murmuró eso, Tsukuyomi se voltio hacia atrás y sonrió forzosamente.

"¿Qué sucede?"

"Mamá… viene. Será mejor que se agachen."

Izanami trató de seguir el significado de las palabras de Tsukuyomi, pero momentáneamente entendió que no tenía sentido.

"Este poder mágico… ¡Podría ser!"

"Sí, es el poder mágico de mamá."

"Este, ¿Izanami-sama…? Esto, si usamos mi parada del tiempo…"

Tsukuyomi rio de nariz ante la sugerencia de Vélez.

"Imposible. Bueno, Si confías en que puedes soportar ese gran poder mágico incluso durante unos segundos, entonces úsalo y escapa."

"Lo siento…"

"No necesitas asustarte tanto, todo estará bien."

Tsukuyomi siguió hablando con una sonrisa.

"Es como lo dije, si se agachan todo se arreglara de alguna manera."

No tenían opción, así que confiaron en Tsukuyomi y se agacharon. Unos segundos más tarde, cuando pensaron que se podía ver una luz, esta estalló y tiño la visión de blanco puro.

"Yomi-chan. ¡He vuelto~!"

Todos escucharon una voz muy alegre antes de volver a la normalidad.

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

"Zero… ¿Qué estabas haciendo? Además…"

"¿Hm? Ahh, ¿Esta herramienta mágica? Mientras paseaba por el mundo divino, se cayó así que le hice una pequeña modificación y jugué con el."

"Ya veo…"

Izanami tenía una idea de lo que era esa herramienta mágica.

La forma había cambiado considerablemente, pero era algo robusta con dos ruedas grandes… era una motocicleta.

(¿Por qué esta esto en este mundo…? La distorsión espacio-tiempo en el mundo divino debería haber sido reparada…)

Ocasionalmente, cosas de personas de otro mundo llegan a este mundo a partir de las distorsiones espacio-tiempo.

Aunque no había ocurrido recientemente, la herramienta mágica que tenía Zero era claramente una motocicleta, así que decidió investigar una vez más.

Cuando estaba pensando en eso, se escuchó la voz de Vélez.

"Este… Zero-san."

"¿Hm?"

Vélez parecía estar un poco asustada. Aun así, había decidido algo, así que respiro profundo y dijo unas palabras impactantes.

"Eres el Dios demonio ¿verdad? Yo… nosotros, algún día vendremos a derrotarte."

"Hee… una simple humana. Dices cosas interesantes."

Parecía interesante, así que Zero observo a Vélez.

No parecía estar particularmente enojada.

"No creo que podamos ganar. Pero… si te hacemos un poco de daño… ¿Podrías reconocernos?"

"¿Reconocer? ¿Por la fuerza?"

"Eso también… pero en realidad..."

Vélez tratando de decir algo, la mano Izanami tocó su hombro.

"Dejemos esta conversación cuando ella recupere sus recuerdos. Para entonces, ustedes también se volverán más fuertes."

"Izanami-sama…"

"¿Qué pasa? Lo que dices me hace enojar un poco… No importa. Si Shujin me da permiso entonces escucharé lo que tienes que decir."

Vélez diciendo [Muchas gracias] mientras bajo la cabeza, se volvió hacia Berg.

"Bueno, Berg-san. Volveré a la primera pregunta."

"Si quiero volver al mundo humano ¿no?"

"Sí, hay algo que tengo que decirles a Yuushi-san y los demás."

"Ya veo… entonces, será una despedida temporal."

Debido a la sorprendente negación de Berg, Vélez estaba un poco confundida.

"Eh, esto… eso significa…"

"Sí, me quedaré aquí un poco más."

"…Ya veo. Debe de haber una razón ¿verdad?"

"Lo siento. Saluda a todos de mi parte."

Vélez asintió con firmeza y se volteó hacia Izanami.

"Izanami-sama. Gracias por todo lo que hizo por mí. Prometo cumplir mi promesa…Y..."

Vélez miró a Zero, Tsukuyomi y a Berg en orden…

"Definitivamente, detendré a Kyosai-san."

Esto parecía como si le dijera algo a Zero, fue algo inesperado.

Entonces, Zero sonrió forzosamente.

"Este… ¿No estas enojada?"

"Algo así. No estoy interesada en la guerra contra el mundo humano pero, en el “Ragnarok” no quisiera que… ah, no. No es nada. Olvídalo."

Zero escondió tímidamente su rostro con su mano. Vélez estaba esperando las palabras de Izanami mientras tenía un signo de interrogación en la cabeza.

"Vélez… solo te diré esto… te lo encargo."

"¡Sí!"

Vélez asintió con firmeza y desapareció del mundo divino.

"Bueno, parece que ya es momento de regresar con Shujin… he acumulado varias cosas."

Zero sostuvo a Tsukuyomi y miró a Berg.

"Creo que ya deberías ser lo suficientemente fuerte, pero… ¿Puedo saber por qué te quedaras aquí?"

"Haha. Es fácil… es porque quiero ser más fuerte."

"Ya veo."

Diciendo eso, Zero quitó la vista de Berg como si hubiera perdido el interés. Coloco la motocicleta en su caja de artículos y le habló a Izanami.

"Puede que vuelva a venir."

"Ven cuando quieras. Te daré la bienvenida."

En ese momento, Zero también desapareció.

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

"¿Vélez…? ¿¡Vélez!?"

"¡Yuushi-san! ¡He vuelto!"

Vélez se transfirió en un rincón del jardín del Reino Dollet. Era un crimen saber que Yuushi pulía en silencio el manejo de la espada.

"¡Me alegro…! ¡Así que lo que dijo Kyosai era cierto…!"

"Fufufu~, Yuushi-san. Me gusta la bienvenida, pero ahora no hay tiempo. ¿Podrías reunir a todos?"

Yuushi abrazó a Vélez repentinamente.

Las mejillas de Vélez estaban rojas, no es que odiaba estar en esa situación, más bien lo deseaba, pero ahora no era el momento para eso.

Confirmando que los héroes del Reino Dollet y Raizu se reunieron en una mesa, Vélez abrió lentamente su boca.

"He estado en el mundo divino hasta ahora."

"¿Qué…?"

"Y conocí al Dios demonio."

『¿¡!?』

Todos estaban aturdidos.

"Vélez… escuché que el Dios demonio es muy peligroso…"

"Sí, nosotros no podríamos hacerle nada, incluso es más fuerte que los dioses."

Luego, Vélez habló de varias cosas excepto que Berg estaba a salvo, que Izanami la había entrenado, que hizo un “contrato divino” y sobre “Suzuki Yuuka”.

Cuando se dio cuenta, el sol se había puesta y parecía que la mayoría tenía hambre. Con el gruñido del estómago de alguien, el día fue disuelto.

Ahora se preparaban para cenar, así que fueron al comedor… al parecer.

"Yuushi-san, Mio-san. ¿Tienen un momento?"

Vélez detuvo a Yuushi y Mio, luego confirmando que los demás se habían ido, habló en voz alta.

"Lo siento… por detenerlos…"

"Por mi está bien… pero acabas de regresar ¿no? ¿No sería mejor que descanses?"

"No, estoy bien… pero de lo que les voy a hablar puede que no."

Vélez respiró profundamente y miró a Mio firmemente y le hizo una pregunta seria.

"Mio-san, ¿Cuánto puedes confiar en Kyosai-san?"

"En lo que sea. No importa lo que haga."

Las mejillas de Vélez se aflojaron levemente a la respuesta de Mio.

"Siguiente Yuushi-san… ¿Te suena familiar el nombre de una mujer llamada “Suzuki Yuuka”?"

"¿¡Huh!? ¿¡Dónde escuchaste eso!?"

Yuushi estaba muy sorprendido.

"Como lo pensé, es tu hermana mayor ¿verdad?"

"…Sí. Es el nombre de mi hermana… pero, ¿Cómo sabes su nombre…?"

Vélez los mira alternativamente y lentamente abrió la boca.

"En realidad, la identidad del Dios demonio es… “Suzuki Yuuka”"

"¿¡Qué!?"

"Y el amo del Dios demonio es… Kyosai-san."

"¿¡Ehh!?"

La primera reacción de sorpresa fue de Yuushi, luego fue Mio.

"Ahora les haré una pregunta. Sabiendo que la hermana de Yuushi-san es el Dios demonio y su amo es Kyosai-san. ¿Pueden confiar en ellos incluso si vienen a matarnos?"

Para Vélez, esta pregunta era de vida o muerte.

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Capitulo anterior                                                                         

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Busqueda por fecha

Registrate