Novelas ligeras en español

martes, 9 de mayo de 2017

Goblin Kingdom capitulo 28

[Raza] Goblin

[Nivel] 60

[Rango] Duque; Jefe De La Horda

[Habilidades] <<Comandante De La Horda>>  <<Voluntad Rebelde>>  <<Aullido Abrumador>>  <<Esgrima B->>  <<Codicia Insaciable>>  <<Alma Del Rey>>  <<Sabiduría De Un Gobernante I>>  <<Ojos De La Serpiente Azul>>  <<Baile En La Frontera De La Muerte>>  <<Ojo De La Serpiente Roja>>  <<Manipulación Mágica>>  <<Alma De Un Guerrero Loco>>  <<Tercer Impacto (El Tercer Canto)>>

[Protección Divina] Diosa Del Inframundo, Altesia

[Atributos] Oscuridad, Muerte

[Bestias Subordinadas] Kobold (Nvl 9)

[Estado Anormal] <<Encanto Del Santo>>

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Lo primero que vi cuando abrí los ojos fueron Reshia y mis subordinados. Reshia parecía que estaba a punto de llorar en cualquier momento, y mis subordinados goblin parecían mortalmente preocupados.

Mirando a mí alrededor, vi que todavía estábamos frente a la cueva. Los colmillos que se hundieron en mí durante la pelea, sin embargo, ya no estaban en mi hombro. La herida también estaba siendo cerrada a un ritmo espantoso… Qué absurdo poder de curación, pensé.

Esperé a que la herida cierre para terminar antes de levantarme, pero todavía me tambaleé.

Anemia, supongo…

Sonriendo irónicamente, meneé la cabeza, y confirmé mi entorno. Entonces le pregunté a Gi Ga

“Gi Ga, ¿cuánto tiempo ha pasado desde entonces?”

A lo que él respondió:

“Pedí a Gi Gi correr tan pronto como pude, así que no mucho tiempo…”

A su respuesta, levanté la vista. El sol deslumbrante por encima de nosotros estaba aún por ponerse.

Entonces la voz quejumbrosa de Reshia llegó a mis oídos, diciendo

“Sr. Gi Gi sobrecargó sus bestias sólo para traerme aquí, ¿sabes? Así que debe agradecer al Sr. Gi Gi. Y debes agradecer también al Sr. Gi Ga, porque si no fuera por su pensamiento rápido, ¡podría haber sido demasiado tarde para salvarte!”

“Correcto. Perdón por preocuparte”

Le contesté cortantemente.

Luego puse mi mano sobre su cabeza para impedir que ella diera un sermón de larga duración.

“N-N-No hay forma de que me preocupe por ti”

Argumentó.

Ignorándola, seguí adelante y agradecí a Gi Gi por un trabajo bien hecho.

“Gi Gi, buen trabajo. Adelántate y mima a tus bestias”

Dije.

Entonces Gi Gi se inclinó y le di las gracias a Gi Ga.

“Tú también, Gi Ga. Me salvaste la vida.”

“No lo menciones”

Respondió.

Luego, después de agradecerle con un movimiento de cabeza, llamé a Gi Go que estaba mirando la cueva.

“¿Ha entrado alguien en la cueva?”

Pregunté.

“… Nadie ha entrado”

Respondió él, un tono de preocupación en su voz como si se preparara para una reprimenda.

Sacudiendo la cabeza a su malentendido, dije

“No es eso. Más bien hiciste un buen trabajo reteniéndolo.”

Es mejor evitar que la gente entre precipitadamente para evitar sacrificios innecesarios después de todo. Pero a pesar de que esa decisión pudo haber sido clara como el día, para Gi Go, que debe haber estado ansioso por entrar debido a su historia con los lobos, podría no haber sido la decisión más fácil de tomar. Sin embargo, a pesar de eso, él se las arregló para hacer la decisión correcta. Eso es algo digno de alabanza.

Luego, informando de los daños y perjuicios ocasionados por la pelea, Gi Za habló.

“Pocos han muerto en esta batalla. Esa célula de tres hombres que nos enseñaste… es bastante buena.”

Es más o menos gracias a la suerte, pensé.

Compensar la sangre que he perdido es lo primero. Después viene la cueva.

Así que agarrando las entrañas del lobo gris cortado, tomé un bocado de él, lo mordí debajo de mis colmillos, y luego lo tragué. Entonces dije,

“Hmm… Esta cantidad debe estar bien.”

Cuando la gente que me rodeaba me miró fijamente, les ordené que entraran en la cueva.

“Gi Za, escoge tres elites entre los druidas”

Ordené.

“Te refieres a otros dos aparte de mí, ¿verdad?”

Respondió, mostrando esa sonrisa tan confidente suya.

Luego continué, di el resto de mis órdenes.

“Gi Ga, Gi Go, prepárense. Estamos entrando en la cueva. Gi Gi, te quedas aquí para vigilar. Si algo sucede, háznoslo saber inmediatamente.”

Mientras los goblins se inclinaban hacia mí simultáneamente, tomé otro mordisco de las entrañas del lobo.

Necesito compensar la sangre perdida.

Desafortunadamente, no puedo pensar en ningún otro método aparte de esto. Bueno, sigue siendo mejor que nada.

De repente, Reshia objetó, diciendo

“No estás pensando en volver a la batalla, ¿verdad?”

No pude evitar sonreír con ironía ante aquellos protestantes ojos cuando le dije

“Si no acabo con los lobos grises aquí, más de mis subordinados morirán. Además, no dejo pasar las oportunidades.”

“‘El destino no conoce misericordia para aquellos que no toman las oportunidades que se les dan’…
Es un relato divino de la antigüedad; Me sorprende que lo sepas.”

“No lo hago. Sólo estoy usando mi cabeza. Ya sabes… con el fin de sobrevivir.”

“¿Acabo de oír que me llamas estúpida?”

“¿Oh? ¿Eres consciente? Eso es genial. Significa que todavía hay esperanza para ti.”

Agitada, y sus ojos en llamas, Reshia pisoteó, y entonces ella gritó,

“… ¡Yo también voy!”

“No puedo garantizar tu seguridad”

Le advertí.

“¡Estoy bien por mí misma!”

Pisoteó Reshia de nuevo.

“Haz lo que quieras”

Contesté, sonriendo irónicamente ante su terquedad.

Apartando a la enfurecida dama, miré hacia la cueva.

Ahora… Me pregunto qué fue lo que enloqueció a ese lobo gris, pregunté en voz baja.

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Entramos en la cueva, y lo que nos saludó era un ambiente oscuro con poca luz.

La oscuridad de este nivel no es problema para nosotros goblins, pero para Reshia, es desesperanzado. Así que para compensar la incapacidad de sus ojos, ella está usando la magia de la luz para iluminar el camino a su paso.

La cueva en sí no es tan amplia. Y después de caminar un poco, la razón por la que el lobo gris se volvió loco finalmente se mostró.

“Así que por eso”

Murmuré.

Los restos de un lobo gris dentro de un mar de sangre aparecieron ante nosotros. Sus ojos estaban abiertos, pero vacíos. Nada se reflejaba en ellos.

Enojado por la muerte de su compañero, ¿Huh? Pensé.

Cuando me acerqué al cadáver, me pregunté a mí mismo qué lo había hecho sangrar hasta morir. Entonces algo llamó mi atención.

La herida que continuaba sangrando estaba situada justo debajo de su estómago.

“¿¡!?”

En el momento en que lo vi, los ojos sombríos del lobo gris, con resolución escondida dentro, volvieron a brillar en mi mente. Pensé que era la ira que sentía entonces… pero no es eso, ¿verdad? Fue una decisión.

-Correcto… No podía retirarse. No con esto.

La locura que vi cuando nuestros ojos se encontraron cuando hundió sus colmillos en mi hombro. Finalmente he entendido la razón detrás de esos ojos.

“Reshia, ven”

La razón por la que no podía dejarme ir, pase lo que pase… está aquí ante mis ojos.

Y sostuve esa razón entre mis brazos, levantándola en un abrazo.

Dos cachorros de lobo gris.

No sé si ya están muertos, o si están durmiendo. Pero todavía puedo sentir el calor de ellos, por lo que no debe ser demasiado tarde todavía.

Abrazando a los dos cachorros grises que estaban enrollados en una pelota con los ojos cerrados, ordené a Reshia,

“Cúralos”

Dije secamente.

“¡T-te encanta decir lo que quieres, ¿no?!”

Se quejó.

La voz de Reshia era un poco rígida, pero ella aún sostuvo sus manos fuera inmediatamente.

En un instante, todos los signos de duda y confusión abandonaron su rostro, y esa expresión inhumana de un santo apareció en su lugar. Esa es la prueba de su resolución.

“Deja que el alivio sea dado a todos (Heal)”

Una luz pálida brillaba dentro de la cueva, envolviendo a los recién nacidos en su calor. Y en el instante siguiente, Reshia, declaró, diciendo

“Está hecho.”

Y he aquí, los cachorros estaban allí, durmiendo pacíficamente. A lo que murmuré,

“Hipocresía.”

Una explosión repentina de auto-burla.

Maté a sus padres y robé a sus hijos. Y bajo el pretexto de salvarlos, me mentí a mí mismo, diciendo que no mataré a estos cachorros.

No soy cruel, cierto. Pero al mismo tiempo… soy demasiado sangriento para algo como la dulzura.

Luego, sin vacilar, Reshia dijo

“… Hay más que un solo lado en las cosas, ¿sabes?”

Y no pude evitar mirarla con los ojos bien abiertos.

Tanto porque ella era capaz de oírme, y porque no tenía ni idea de lo que estaba hablando.

“El hecho de que estés sufriendo significa que tienes conciencia, ¿verdad? Entonces, en ese caso, deberías seguirla”

Aquellos ojos amatista que me miraban no eran rígidos como los de la diosa. Pero esos ojos todavía contenían una luz penetrante que podía atravesar a cualquier hombre.

“No digas cosas estúpidas. Yo soy un monstruo. Sólo los salvé para reforzar mi propio potencial de guerra. No lo malinterpretes.”

Avergonzado por haber sido visto a través, escupí una mentira. Pero al mismo tiempo, era una historia probable.

“Hemos visto todo lo que hay que ver. Nos vamos a casa”

Dije.

Liderando a mis subordinados goblin, salí de la cueva.

“… Un verdadero monstruo no se llamaría monstruo a sí mismo”

Murmuró Reshia.

Pero fingí no oír sus palabras mientras seguía caminando.

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Nota del autor

¡Lobo gris obtenido!

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Capitulo anterior                                                                                     Capitulo siguiente

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Busqueda por fecha

Registrate